La Fábrica de la Tele quiere hundir a José Ortega Cano
La Fábrica de la Tele quiere hundir a José Ortega Cano
Comparte

Sálvame no soluciona sus problemas de audiencia y el barco se hunde

Según ha informado Informalia, Sálvame tiene está al borde de la desaparición. El programa no levanta cabeza desde el pasado verano y la situación ha empeorado a raíz de la salida de Paz Padilla. En concreto, desde finales de enero, cuando se produjo la traición, no se han superado los 1,2 millones de espectadores, lo que significa aproximadamente un 12% de cuota de pantalla. Los números son mucho peores que los que se veían años atrás e inferiores a los de Antena 3, su máxima competidora.

Telecinco ve como su buque insignia se hunde y necesita encontrar soluciones. Una de ellas pasa por la introducción de Raúl Prieto, que fue uno de los primeros creadores de Sálvame y director de Viva la Vida. Será él quien esté al frente del nuevo espacio. Es amigo de Belén Esteban y no guarda buenos recuerdos de sus inicios en Sálvame, por lo que quiere “vengarse” unos años más tarde.

Están muy preocupados porque necesitan seguir facturando como hacían hasta ahora y no se pueden permitir el lujo de quedarse sin ir a algún programa”, ha explicado una persona muy cercana a los colaboradores, según publica el citado medio de comunicación. “Es por ello que Raúl Prieto se ha convertido de un tiempo a esta parte en el hombre más deseado para todos ellos” añade el digital.

Añaden que “María Patiño o Lydia Lozano ya tienen muy claro que tienen que acercarse a Prieto. Igual que ocurre con otros personajes tipo Rafa Mora o Frigenti. Kike Calleja fue el más aguililla y directamente se ofreció a colaborar con él, con el compromiso de llevarle información nueva. De hecho, incluso le ha invitado a su boda de julio. Ahora mismo todos ellos pierden el culo por él”.

El problema que tendrán será que se tendrán que comer su orgullo y sus palabras, pues en muchas ocasiones han defendido a La Fábrica de la Tele y a partir de ahora trabajarán en la competencia.