El hijo de Concha Velasco recibe crítcas - FOTO EUROPA PRESS
El hijo de Concha Velasco recibe crítcas - FOTO EUROPA PRESS
Comparte

El hijo de Concha Velasco contesta las críticas recibidas por meter a su madre en una residencia

Concha Velasco es una de las artistas más importantes y más queridas de nuestro país. A sus 82 años, está ingresada en una residencia cerca de Madrid. Hasta el año pasado, actuó en los escenarios de España y fue muy aplaudida por sus seguidores, que pudieron comprobar que pese a su edad mantenía el mismo talento de siempre. Tiene artrosis y tiene la movilidad muy mermada. Es por este motivo que sus hijos han decidido ingresarla en una residencia.

Vivía con su hijo Manuel, pero las obligaciones laborales del mismo eran incompatibles con el cuidado que ella necesitaba. Fue ella misma quién se lo pidió, cuando vio que su hijo no podía prestarle la atención que debía y merecía. La residencia tiene especialistas durante 24 horas, tiene mucha luz y un amplio jardín para que pueda pasear. La decisión no ha gustado a los seguidores de la artista que han criticado la decisión de Manuel.

“Parece que este es el único tema que interesa”, lamentó en una entrevista concedida en el diario El Mundo. Concepción Velasco Varona es una actriz maravillosa, una madre espectacular y una persona muy querida y muy conocida. Pero es una señora que va a cumplir 83 años y que está delicada. Punto. Necesita estar en un sitio donde esté supervisada por personal sanitario. Y, de ahí no me voy a mover, digan lo que digan”, dijo tajante.

Manuel criticó a aquellos que lo critican y cuestionan su papel como hijo: “He leído auténticas barbaridades. Una cosa que me ha dolido muchísimo, quizás lo que más me ha dolido, es que digan que yo he aprovechado esto para hacer promoción de mi libro”, asegura.“Estoy agobiado con todo este tema. Creo que ya he dado todas las explicaciones y no puedo más”, explica en la misma entrevista del diario El Mundo.

“Mi madre se encuentra muy delicada y está donde tiene que estar. Recibe sus tratamientos médicos por la mañana. Está aprendiendo a volver a caminar. Y, luego, tiene otras dolencias, que pertenecen a nuestra intimidad y que yo no voy a decir. Y ese tipo de dolencias, que yo no voy a hacer públicas y que la gente no las sabe porque yo no quiero que las sepan, se tienen que tratar en algunos centros porque en casa no se pueden tratar”, zanjó.