Kiko Matamoros es un moroso de Hacienda
Kiko Matamoros es un moroso de Hacienda
Comparte

Kiko Matamoros fue uno de los personajes más polémicos de esta edición

El histórico colaborador de Sálvame y de otros programas de Telecinco, Kiko Matamoros, ha participado en la última edición de Supervivientes y su presencia ha dado mucho que hablar. Matamoros ha sido protagonista de varias polémicas con sus compañeros, comentarios machistas, insultos y frases fuera de lugar. Asimismo se ha mostrado muy poco colaborador y ha demostrado no tener la forma física adecuado para ‘sobrevivir’ en la isla.

Ha sido el noveno expulsado y, a la vuelta, se ha sincerado en Sálvame Deluxe. Ha explicado las graves secuelas que está padeciendo (físicas y psíquicas) y ha puesto ejemplos de su comportamiento surrealista. “El otro día me levanté de la cama por la noche y me puse a mear en la alfombra”. Marta, su pareja, le avisó y le advirtió de lo que estaba haciendo. Añadió que en la isla estaba acostumbrado a mear en la orilla o en cualquier sitio y que se confundió. Nada dijo sobre que hizo después con la alfombra. Si pudo lavarla o tuvo que tirarla a la basura.

Kiko Matamoros ha aprovechado para hacer balance del programa. “El concurso me gustó. Es difícil estar allí. Pensaba que iba a ser más light”, ha explicado. “He abierto cocos, he hecho fuego. Igual que mis compañeros”, ha explicado tratando de defenderse de las acusaciones. Finalmente tuvo unas palabras positivas sobre Marta López: “Estoy orgulloso de lo que ha hecho y agradecido por su sacrificio”. Finalmente también ha explicado lo duro que es vivir en la isla y pasar varias semanas en Supervivientes. En su caso, perdió unos veinte quilos y su cambio físico se nota.

Sus palabras no han pasado desapercibidas y han generado un importante debate en redes sociales. La mayoría de los usuarios de las mismas se han cachondeado de su situación y han utilizado el humor para reírse de las consecuencias.