Ahora por unos supuestos detectives para espiar
Ahora por unos supuestos detectives para espiar FOTO - Europa Press
Comparte

La RFEF niega haber contratado detectives para espiar a Aganzo

La Real Federación Española de Fútbol (RFEF) ha desmentido que haya contratado los servicios de una agencia de detectives para espiar al presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), David Aganzo, y ha explicado que miembros de la Junta Directiva de AFE y otros afiliados contactaron con el presidente de la RFEF, Luis Rubiales, para pedirle ayuda ante la “inquietante situación” del sindicato tras la imputación por presunto soborno de su presidente.

“La RFEF quiere desmentir con total rotundidad que el presidente o la propia RFEF hayan encargado a ninguna agencia de detectives ningún tipo de servicio ni mucho menos haya desarrollado esas acciones de seguimiento ni, por supuesto, ha tenido conocimiento del informe al que alude la información. El medio vuelve a construir un relato intencionadamente falso vinculando al presidente hechos con los que nada tiene que ver”, declaró en un comunicado.

Según publica este martes El Confidencial, el presidente de la RFEF, Luis Rubiales, habría contratado presuntamente los servicios de una agencia de detectives privados para espiar a Aganzo, una investigación que comenzaría en agosto de 2019 y duraría cuatro días. Según el medio, se trataría supuestamente de una maniobra del máximo mandatario de la RFEF para provocar la marcha de Aganzo mediante una moción de censura de los afiliados.

La RFEF recordó también que Rubiales, presidente de AFE entre 2010 y 2017 y afiliado “desde hace más de dos décadas”, “ha sido, es y será militante activo de AFE”, y que por ello “conversó sobre la inquietante situación del sindicato con otros futbolistas y exfutbolistas”. “Los comportamientos de David Aganzo acabaron por confirmar la preocupación existente entre un nutrido grupo de afiliados con la imputación del actual presidente por soborno a un funcionario público con el objetivo de obtener ilegalmente documentación reservada del sindicato Futbolistas On, una cuestión que está en manos de la justicia”, explicó.

“Cuando conoció el posible soborno denunciado por el exempleado de AFE Antonio Saiz y despedido por hacerlo, colaboró con quienes también estaban indignados por esa posible práctica. Miembros de la Junta de AFE y otros destacados militantes contactaron con Rubiales, que se prestó a ayudar y colaborar en busca de que aflorara la verdad con el fin de propiciar un cambio de rumbo y de dirección en el organismo, siempre en el marco de su filiación sindical y amparado por la ley y nunca con hechos como los que hoy El Confidencial pretende atribuir al presidente de la RFEF”, continuó.

Además, el organismo federativo denunció el “nuevo capítulo de desinformación a la opinión pública” llevado a cabo por el medio “mediante una nueva distorsión de la realidad a través de la construcción de otro relato que nada tiene que ver con la realidad”. “Vuelve a demostrar que su único objetivo es seguir nutriéndose de información robada y denunciada para ampliar su campaña de acoso personal contra el presidente de la RFEF y su equipo”, señaló, destacando que el único objeto de la “noticia falsa” es “dañar” a Rubiales.

Esta información llega solo un día después de que El Confidencial publicase que Rubiales no viajó a Nueva York para mantener reuniones de trabajo con representantes de Naciones Unidas y la Major League Soccer (MLS), la liga de fútbol de Estados Unidos, según estaba programado, sino que, según este medio, pasó esa semana haciendo turismo con una persona con la que mantenía una relación sentimental.