Las polémicas cercan a Rocío Flores
Rocío Flores afectada por las declaraciones de Gloria Camila
Comparte

Rocío Flores desvela cuál fue su conversación con Marta Riesco tras su ruptura con Antonio David

Cumpliendo con sus compromisos profesionales a pesar del delicado momento que está atravesando su padre tras su ruptura televisada con Marta Riesco y todo lo que se ha dicho sobre él y sobre Olga Moreno en los últimos días, Rocío Flores se ha sentado en ‘El programa de Ana Rosa’ – es un decir, ya que ha permanecido durante toda su intervención de pie a causa de la lipoescultura a la que se sometió recientemente – y ha hablado largo y tendido del tema del momento.

“No está siendo una semana fácil. Es una situación bastante complicada, mi padre no está bien y estoy preocupada” ha señalado, respondiendo una por una a todas las informaciones que se han dado sobre Antonio David Flores desde que dio plantón a la reportera en su fiesta de cumpleaños y ésta rompió su relación con él.

Tajante, Rocío ha desmentido que su padre y Olga se hayan dado una segunda oportunidad – “es obvio que por el momento no la hay” – y que se besasen en la boca cuando la sevillana y ella se sometieron a la lipoescultura y el ex guardia civil acudió a la clínica. “Olga es su exmujer y tienen una relación cordial y lo raro sería que mi padre no se quisiese quedar en el hospital estando yo recién operada, pero lo del beso está desmentido por completo” ha asegurado.

“No veo a nadie bien y a mi padre tampoco. Mi padre no quiere hablar de nada con nadie, está como bloqueado, es lo que yo percibo de él porque él no quiere hablar con nadie” ha apuntado, desvelando que fue ella quien se lo dijo a Marta Riesco cuando ésta la llamó tras su ruptura. “Es una situación complicada para todos y lo que yo sé es que bien no está”, ha afirmado, asegurando que el ex guardia civil no está escondido como se ha dicho, sino en su casa con sus hijos.

Sobre si cree capaz a Olga de darle un ultimátum a Antonio David para que no fuese al cumpleaños de Marta como asegura la revista Lecturas, Rocío ha preferido no mojarse y dejando claro que ella no tiene nada que ver en este asunto: “Esto es una historia que es de un matrimonio y en este caso también de Marta. Es una cosa que tendrán que aclarar ellos. Yo no lo sé ni me he puesto a preguntarle ni le voy a preguntar siquiera”.

“Pediría que me dejaran fuera de esta historia porque no tengo absolutamente nada que ver y lo único que he hecho es preocuparme e intentar que todo el mundo sufriese lo menos posible. Todo lleva su tiempo, he aceptado la situación que había de la mejor manera que puedo con mis defectos y virtudes, hay que aprender a gestionar las situaciones y me gustaría que los mayores gestionasen las situaciones de la mejor manera posible sin ánimo de batallas” ha añadido, en referencia a los protagonistas de este triángulo amoroso que todavía parece que dará mucho que hablar.

Dispuesta a no revelar sus verdaderos pensamientos, la influencer ha asegurado que no tiene “ni idea” de si su padre se podría reconciliar con Marta o si su ruptura es algo definitivo, ya que, como ha explicado entre risas, “nunca he vivido esta situación con él. Es como ir improvisando a ver que te encuentras al día siguiente”. “Sea que le de una segunda oportunidad o que esto se haya acabado, lo importante es que sea lo mejor posible para ellos y que todas las partes estén bien de salud que es lo más importante” ha señalado.

Unas declaraciones que han motivado que muchas personas criticasen a Rocío en redes socials por justificar a su padre; algo que, ha aclarado, no ha hecho: “No estoy justificando la actitud de absolutamente nadie. Olga es Olga, mi padre y mi padre y Marta será o no la pareja de mi padre, yo ni pincho ni corto, solo he dado mi opinión de cómo le veo porque no habla absolutamente con nadie”.

Además, la colaboradora ha desvelado cómo han sido sus conversaciones con Riesco después de que la reportera le agradeciese públicamente su apoyo en estos duros momentos y, dejando claro que fue la periodista quien la llamó a ella y no al contrario – “tampoco tendría ningún problema en llamarla porque no tengo ningún problema con ella, no soy mala persona” ha dicho – ha desvelado que sí le cogió el teléfono para decirle que “ni siquiera” ella tenía acceso a Antonio David. “Mis conversaciones con ella han sido para frenar y mediar en la situación y poco más. Mi relación de amistad con Marta lleva un proceso, pero no soy una mala persona no tengo problema en coger, pero no soy la consejera del amor de nadie” ha explicado.

¿Le dijo su padre en algún momento que estaba enamorado de la reportera?: “Claro que me lo dijo, cuando él confirmó la relación” ha revelado Rocío, desmintiendo además que su padre dijese, refiriéndose a Marta, que se enamoró de Blancanieves y se convirtió en Maléfica: “Es absolutamente falso”.

Menos habladora se ha mostrado cuando le han preguntado por las declaraciones de la presunta examante de Manuel Bedmar, Laura Gutiérrez, en el ‘Deluxe’, confesando que en nada ha influido en su relación el testimonio de esta chica: “Cuando estoy bien se me nota, cuando estoy mal también. No tengo necesidad de hacer ningún paripé. Yo estoy bien, todo está bien, pero no voy a hablar de mi relación. Él no es una persona pública, no trabaja en la tele, no quiere saber absolutamente nada y mi vida sigue en orden”.