rotulacion-integral

Los vinilos para coches es una alternativa popular a la pintura. Hay una gran variedad, desde diseños deportivos y extravagantes hasta mensajes publicitarios. Con la preparación adecuada podrás volver a tapizar tu coche sin contactar con el servicio profesional.

A continuación, te brindamos valiosos consejos sobre cómo aplicar los vinilos a tu coche y qué necesitarás para este trabajo.

¿Por qué elegir la rotulación de vehículos?

El diseño y la rotulación con vinilo no solo es requerido por los coches deportivos o los entusiastas del tuning. Muchos quieren mejorar el estilo de su coche y, a menudo, recurren a pinturas de colores. Sin embargo, la rotulación de vehículos, es decir, la aplicación del vinilo a la carrocería, es una alternativa a la pintura que tiene muchas ventajas.

En primer lugar, la aplicación y la eliminación son más sencillas que la pintura, que requiere un proceso largo y muy preciso. Además, la película adhesiva te permite personalizar tu coche con las tonalidades de colores cautivadores, decoraciones, imágenes o anuncios. De hecho, la rotulación de vehículos también es muy útil para publicitar una empresa.

Vinilos para coches, ¿hay que recurrir a un taller?

La aplicación del vinilo para coches es más sencillo que pintar, pero siempre es una tarea compleja que debe realizarse con gran precisión. La apariencia del vehículo solo puede mejorarse con un trabajo cuidadoso y utilizando películas de tamaño adecuado. Especialmente cuando se trata de una rotulación integral, es importante tener las habilidades necesarias y trabajar al menos dos personas.

Para realizar este procedimiento es necesario distinguir dos procesos: la impresión del vinilo y su aplicación. Para imprimirlo, es necesario un plotter de corte, así como el material necesario y el diseño del mismo. Esto seguramente necesites encargarlo a una empresa profesional, ya sea un rotulista o un diseñador gráfico.

Una vez impreso el vinilo, depende de cada uno decidir si puede aplicarlo por si solo o necesita ayuda profesional. Hay que recordar que las grietas y los pliegues no se pueden eliminar sin dejar huellas visibles.

Vinilo total o parcial

El tamaño del diseño y la elección del tipo de vinilo son otros factores importantes a la hora de decidir si hacer el trabajo de por cuenta propia o si se recurre a profesionales. La opción más popular es la rotulación integral o car wrapping, es decir, aplicar el vinilo por toda la carrocería. Suele ser una alternativa a la aplicación de una nueva capa de pintura. En estos casos, el vinilo que se usa es muy grueso y su aplicación debe realizarse con gran precisión. Este tipo de rotulación si que es aconsejable que sea realizada por un taller especializado, así como por una empresa o fábrica de rótulos.

Sin embargo, cuando se habla de hacer vinilos para coches parciales, implica que la aplicación solo hay que realizarla en ciertas partes de la carrocería, como las puertas o ventanas. Las empresas eligen este tipo de aplicación para sus comerciales aplicando, por ejemplo, el logotipo de la empresa o el número de teléfono en el coche. En este caso, los vinilos suelen ser pequeños y mucho más prácticos, y pueden ser aplicados fácilmente por una sola persona.

Consejos básicos para rotular un vehículo

Una aplicación precisa en la rotulación de vehículos requiere las mejores condiciones, comenzando por la superficie, que debe estar libre de polvo, suciedad y asperezas. Las grietas grandes o los defectos de la pintura deben lijarse antes de aplicar el vinilo para trabajar sobre una superficie lisa y evitar arrugas. Incluso cuando se aplican con precisión, los vinilos grandes tienden a formar burbujas de aire. Los profesionales pueden minimizar este riesgo gracias a su experiencia y las herramientas adecuadas.

La adhesión óptima también depende de la temperatura ambiente en el momento de la aplicación. Los especialistas recomiendan trabajar a una temperatura exterior de un mínimo de 20 grados o un poco más. En otras condiciones, los vinilos pueden encogerse o expandirse con consecuencias negativas. El resultado final solo será visible después a partir de las dos horas, o incluso hasta dos días.